EL legado de Manu

MANU, AQUÍ TIENES TU LEGADO.

Somos “el legado de Manu”. Y por eso va a ser imposible olvidarte nunca.

Nunca olvidaremos lo que nos has enseñado, nos has apoyado y nos has animado.

Nunca olvidaremos cuando nos has tendido una mano, nos has escuchado y nos has regalado tu cariño.

Nunca olvidaremos cómo te conocimos cada uno de nosotros. Porque eres de las personas que dejan huella al instante de conocerte y que apetece tener cerca. Así fue conmigo y con tantos otros.

Manu.

Amigo. Entrenador. Maestro. Compañero. Socio. Padre. Esposo.

El valor más grande que has tenido es ser una persona BUENA. Con mayúsculas. Buena de verdad. Siempre dispuesto a ceder tu tiempo y tus conocimientos por encima tuya. Daba igual el día y la hora. Ahí estabas para todos.

Sencillamente Manu, eres genial.

Un excelente profesional, humilde, un apasionado de la vida y de la natación, que nos transmitías con verdadera pasión. Difícil superar todo eso.

Cada uno tendremos decenas de historias que contar sobre ti.

Cómo te conocimos, qué nos llamó la atención de ti, qué cosas nos dijiste, anécdotas, viajes, travesías, entrenamientos… Ese día que te decía que “nadabas bien” y te hacía volar.

Somos tu legado.

Nos perderemos años de estar contigo, sin embargo lo que ya nos diste fue mucho.

Hemos sido afortunados de conocerte, de disfrutar con tus clases, tus correcciones, tu sonrisa, tus buenas palabras, tu tranquilidad y sosiego.

Te echaremos mucho de menos maestro.

Gran nadador, gran entrenador, gran amigo, gran persona, gran padre. Has dejado un gran legado y eso está a la altura realmente de pocos. Aquí se ve una parte de ti en todos nosotros. Y de muchísimos más que no están aquí.

Está claro que eras especial y que nos gustará decir con orgullo “ESTO ME LO ENSEÑÓ MANU”.

Te recordaremos con tu sonrisa, tu voz y tu silbato.

Ha sido increíble para todos conocerte.

Gracias por tu paciencia infinita.
Gracias por tus conocimientos.
Gracias por tu tiempo.
Gracias por haber sido tan bueno.

Manu, el hombre que transformaba piedras en peces.

Siempre te recordaremos y te querremos.

Andrés Toledo en nombre de todo TRIBOOST.

2 respuestas a «EL legado de Manu»

  1. Me encanta! El hombre que transformaba las piedras en peces. Le daba vida a todo 🥰 Siento mucho su pérdida porque lo veo en vuestras miradas. Le conocí muy poco pero ya se notaba el gran hombre que era.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *